Unas demoras agravadas por el hecho de que la Sputnik V, al contrario que otras vacunas, se compone de dos dosis distintas que no se pueden intercambiar.

Los creadores de la vacuna rusa contra el coronavirus, Sputnik V, prometieron este miércoles que resolverán en agosto los retrasos en las entregas del producto, de los que se quejaron varios países de América Latina.

«Gracias al aumento importante de la capacidad de producción de vacunas, los retrasos temporales en la entrega del segundo componente –que ocurrieron a causa de ese aumento de producción– serán completamente resueltos en agosto», indicó en un comunicado enviado a la AFP el Fondo Ruso de Inversiones Directas (RDIF), que financió el desarrollo de Sputnik V.

Se han agotado las vacunas Sputnik V, confirma Gobierno de la CDMX

Rusia «estableció asociaciones de producción en 14 países y duplicará su capacidad en septiembre gracias a las asociaciones con los mejores productores, incluido el Serum Institute of India, el mayor productor de vacunas del mundo», señaló el RDIF.

En las últimas semanas, varios países de América Latina que habían apostado por la Sputnik V para inmunizar a parte de su población, se quejaron de que el suministro de dosis estaba registrando retrasos.

Unas demoras agravadas por el hecho de que la Sputnik V, al contrario que otras vacunas, se compone de dos dosis distintas que no se pueden intercambiar, por lo que la población que está a la espera de la segunda dosis está semivacunada.

Con memes, “Millennials” de la CDMX esperan la dosis de la vacuna Sputnik V

Guatemala, por ejemplo, anuló la compra de 8 millones de dosis de la vacuna rusa que sufrieron atrasos en la entrega y afirmó que estaba negociando con laboratorios estadounidenses para compensar esta falta.

De su lado, Argentina amenazó en julio con romper el contrato, pese a que en diciembre se convirtió en el primer país de la región, y en uno de los primeros del mundo, en aprobar el inmunizante ruso.

En lo que respecta a Argentina, Rusia anunció el martes que más de tres millones de dosis del segundo componente de la vacuna Sputnik V serán producidas allí mismo en agosto.