Nerea Godínez comparte cómo vivir el duelo por la muerte de Octavio Ocaña
Nerea Godínez comparte cómo vivir el duelo por la muerte de Octavio Ocaña

Recientemente Nerea Godínez, la prometida del difunto actor Octavio Ocaña, dio de baja su Instagram tras recibir ataques por su manera de afrontar su pérdida, ahora habla de la realidad de su duelo.

La pareja solía salir constantemente de viaje y el haber formado una vida juntos ha hecho que la joven quiera mantenerse lejos de su casa para evadir los recuerdos que esta alberga.

Te podría interesar:«Siempre supo los grandes padres que tuvo»: Mamá de Octavio Ocaña visita lugar donde quedó la camioneta del actor

“No me gusta estar en mi casa, porque todo en mi casa es él. Todo es Tavo”, expresó en entrevista con De primera mano.

La ausencia de su prometido ha hecho que Nerea experimente episodios de ansiedad, incluso puede llorar todo el día si se encuentra sola en su hogar por lo que ha buscado alternativas para poder sobrellevar el proceso.

 “Me deprimo y me la paso en la calle o me voy a mi empresa. Me quedó ahí un buen rato o voy al gimnasio de mi mejor amiga y estoy ahí otro rato. Nada más vengo y duermo”, explicó.

Alrededor de Nerea se generaron polémicas acerca de ser la heredera de Ocaña e incluso de que explotó la situación para tomar fama. La mujer ya ha desmentido esto.

“La casa es mía, es rentada pero es mía, yo estaba aquí desde antes. La empresa es familiar de toda la vida. Todo lo que tenía ni siquiera está a mi nombre”, explicó Godínez.

 A pesar del dolor y tristeza, la prometida y la familia de Ocaña han tratado de seguir sus actividades con normalidad.

Te podría interesar:Cuenta de Instagram de Nerea Godínez, prometida de Octavio Ocaña, es eliminada

“Con mi empresa como siempre y mi día, pues normal: trabajar, regresar a mi casa y ya. Y su papá, igual con su empresa en Tabasco y su hermana trabajando. Todos estamos haciendo lo que hacíamos cuando estaba Tavo”, comentó.

Nerea se mantiene en la búsqueda de la paz y la tranquilidad después de esta gran pérdida y expresó que si pudiera pedirle algo a su prometido sería su apoyo para seguir.

“Le diría que me enseñe, que me guíe, que me vaya guiando en esta vida que me queda sin él”, finalizó.

Octavio Ocaña falleció el 29 de octubre por un disparo con arma de fuego en la cabeza.

GR