En la red social de Tik Tok , muchos jóvenes y hasta adultos mayores publican gran variedad de contenido,  hay un apartado que habla sobre remedios ya sean de la abuelita o tías, que son caseros para tratar algún mal, pero por otro lado hay algunos que salen un poco de esa tendencia, ¿de cuáles estamos hablando?.

Los llamados «chupetones» son lo que se busca eliminar del cuerpo, ya que carece de estética, a pesar de ser una «marca de amor», para este tipo de lesiones en la piel se han encontrado si es que cientos de remedios, los que se han compartido, de boca en boca y ahora a través de Tik Tok.

Existen desde aplicar compresas frías, aceite de menta o un trozo de piña directamente, un cubo de hielo, frotar una moneda, las cuales son las más mencionadas pero ahora se habla de un batidor.

La usuaria, @ mads.larocque, fue quien compartió por primera vez esta técnica, la cual consiste en frotar un batidor de metal contra el cuello durante cinco minutos para desaparecer la horrible mancha cafesosa.

Te podría interesar: Danna Paola, la rompe de nuevo, nominada en los “Latin Grammy”

A pesar de que muchos usuarios agradecieron su remedio, hubo un usuario en particular, @sydthesciencekiid, quién probando el truco incluyó una advertencia, que dice: «Las acciones en este video podrían resultar en lesiones graves o efectos adversos para la salud».

Sin embargo en cuanto llegó este vídeo a profesionales de la salud, entre doctores y dermatólogos, empezaron a reaccionar ante tal video.

Desde entonces, la tendencia ha revivido después de que un video de @thesecrethoebag obtuvo 38,9 millones de visitas.

La Dra. Vicki Chan le dijo a BuzzFeed que dado que un chupetón es solo sangre vieja debajo de la piel, batirlo y “esparcir la sangre” puede hacer que parezca menos pronunciado.

Dijo que cree que está bien probar este método, pero la dermatóloga Dra. Beth Goldstein le dijo a Insider que, en cambio, aconsejaría a las personas que opten por «tiempo y maquillaje de encubrimiento» para que no se arriesgue a crear «más lesiones».

Por lo que se recomienda solo acudir a algo menos abrasivo, además Goldstein dijo que imagina que sería «extremadamente raro» que alguien dañara los principales vasos sanguíneos del cuello, especialmente si no están aplicando demasiada presión, así que es mejor prevenir que curar.

También te podría interesar: Los impronunciables. Stanisław Lem el hacedor de mundos

 

SLF