La Fed con claro oscuros

Alfredo Huerta Chabolla

Las opiniones expresadas por los columnistas son independientes y no reflejan necesariamente el punto de vista de 24 HORAS.

La semana pasada, la Fed aparentaba ser muy enfática y firme en que las tasas de interés permanecerían bajas por largo plazo, hasta no tener la certeza de que la recuperación económica y el empleo estuvieran mejorando y en su momento, dio poca importancia al ajuste inicial de los mercados, especialmente los bonos del tesoro a 10 y 30 años.

Sin embargo, recientemente, el gobernador del Banco Central de China comentó que “ve con mucha preocupación las grandes políticas ultra laxas de los Bancos Centrales como la Fed y el BCE que podrían llevar a estallar burbujas en Mercados Financieros”, así como reconoció el riesgo de la burbuja del Sector Inmobiliario en China. Reiteró la posibilidad de aumentar la tasa de interés en el transcurso de 2021. Esto generó caídas importantes en las bolsas de China, Hong Kong y Japón, entre otros.

Ayer, Jerome Powell volvió a aparecer en los mercados. Reconoció que la reapertura económica podría presionar “temporalmente” a la inflación. Sin embargo, si no hay una inflación duradera y un retorno al “pleno empleo”, es muy difícil que la Fed suba tasas de interés.

Esto generó de inmediato, una alza importante en el rendimiento del bono del tesoro a 10 años de siete puntos base y en el rendimiento del bono a 10 años que se ubicó en 1.55%, subiendo seis puntos base en el rendimiento del bono a 30 años ubicándose en 2.32%. Además, el dólar se fortaleció, las bolsas ajustaron fuerte a la baja, los metales cayeron fuerte y el peso mexicano se depreció más del 1.0% sobre $21.12, su mayor nivel desde noviembre pasado.

Entre marzo y mayo, es muy probable que veamos inflaciones en Estados Unidos arriba de 2.5% anual y sin descartar niveles más cercanos al 3.0% por las deflaciones sufridas en la pandemia justamente en 2020 en esas fechas. Consideramos que la inflación se desarrollará gran parte del año arriba de 2.0% anual y el mercado, ha estado descontando con alzas en esta parte de la curva de los bonos del tesoro.

Antes que subir tasas de interés, la Fed podría reducir su ritmo de compra de activos que hoy ascienden a 120,000 millones de dólares mensuales, o vender bonos “cortos” y comprar bonos “largos”. Sin embargo, es evidente que Jerome Powell se está metiendo en camisa en problemas, pensando que podría tener cierto control “eterno” sobre los mercados y la receta ya NO le está funcionando.

Foco a empresas incumplidas en la Secretaría de Hacienda

 

Recordará que semanas atrás le contaba que en la Oficialía Mayor de Hacienda, el equipo de Thalía Lagunas prepara el Contrato Marco para guiar las compras del servicio integral de limpieza a nivel federal. En él se incluirá a aquellas empresas que al cumplir con toda la documentación, puedan ser consideradas posibles proveedoras; el problema es que entre ellas figuran algunas que quedarían fuera por los tremendos adeudos presentados ante el IMSS.

 

Resulta que Gott und Glück no ha podido dar respuesta a créditos solicitados en 2020, 2019, 2018, e incluso en 2016, así, la bolsa se ha acumulado al punto que aún tiene pendientes por pagar 6 millones 971 mil pesos. Pero no es la única historia de incumplimiento, ya que el registro patronal de Decoaro y Supervisión aparece dado de baja, al tiempo de informar que debe un millón 906 mil pesos por cuotas obrero patronales.

 

Es de resaltar que Decoaro y Supervisión limpiaba Palacio Nacional hasta que a finales del año pasado, momento en que se reveló que tenía diversas denuncias ante el Instituto que lleva Zoé Robledo, por no afiliar a todos sus trabajadores; aunado a que dio como domicilio un departamento de uso habitacional en donde no se encontró personal o infraestructura que correspondiera con la labor de la compañía.

                                                                                                                                                           @1ahuerta