El Templo Expiatorio del Sagrado Corazón de Jesús, el Arco de la Calzada y la Catedral Basílica Nuestra Señora de la Luz de la ciudad de León, en Guanajuato, son algunos de los lugares donde Pascual Gómez ofrecía a los paseantes carteras hechas a mano.

Desde niño aprendió los secretos del comercio ambulante y, en su juventud, gracias a un hermano, comenzó a elaborar carteras, cinturones y bolsas, entre otros artículos de piel.

Así comenzó Vianala, un negocio familiar de marroquinería ubicado en León, que lucha por mantenerse dentro de la industria peletera local, nacional e internacional.

El reto está reflejado, principalmente, en las estrategias comerciales y competencias para seguir las tendencias de la moda.

De las calles pasaron a una boutique y, tras años de trabajo, colocaron una tienda en línea.

Víctor Hugo Gómez, hijo de Pascual y encargado de relaciones públicas de la empresa, señaló para 24 HORAS que la nueva comercialización de los productos se debe a la nula oportunidad de las personas para asistir directamente a un local o taller completamente marroquinero.

Por lo tanto, a través de un sitio web lograron implementar sus creaciones en el sur y centro de México. Muchas de estas ventas, señalo Gómez, son para tiendas de ropa o corporativos.

Para sortear los gustos de los clientes cuentan con personal capacitado en diseño de modas. Cada temporada presentan nuevos artículos que se adapten a las necesidades de sus consumidores, tanto en líneas femeninas como masculinas.

“Hay cosas que nunca pasarán al olvido, pero tenemos que proponer nuevas ideas a precios accesibles. Se trata de sobrevivir o morir… Queremos mantener el legado de mi papá”, destacó Víctor Hugo.

Diariamente producen de 40 a 50 bolsas, más de 20 carteras y atienden alrededor de 25 pedidos, sin olvidar una de las mejores enseñanzas de don Pascual: dedicación al trabajo y amor a la familia.

 

Oficio que se hereda

De acuerdo al Anuario Estadístico y Geográfico de León, elaborado en 2015 por el Instituto Nacional de Geografía y Estadística (INEGI):

42 mil 582 personas en Guanajuato se dedican al curtido y acabado de cuero y piel, así como a la fabricación de productos con dichos materiales

1.5 millones de habitantes tiene el estado

LEG

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.