Primos Son
Foto: Daniel Ornelas. | El quinteto 'Primos Son' ha salido adelante a pesar de las adversidades, un grupo con ganas de seguir creciendo y que ahora retoma la oportunidad con su nuevo álbum.  

Primos Son es un grupo que arrancó con gran entusiasmo su carrera, el ritmo jarocho, huapangos, cumbias, rock psicodélico, boleros y todo el folklore mexicano es lo que compone al proyecto.

El quinteto conformado por Rodrigo Ogarrio (voz), Manuel Manterola (guitarra), Pedro Reynoso (bajo), Joaquín Ogarrio (teclados) y Nicolás Manterola (batería), presentan “6 Años” como el primer sencillo de su nuevo y segundo álbum, el cual los regresa de nuevo a su camino al éxito.

En entrevista con 24 Horas, el grupo habló sobre su trayectoria y lo que ha tenido que enfrentar como grupo emergente en medio de una pandemia.

Algo que afecto a millones de personas al rededor del planeta y que cambió muchos de los planes así como los que ellos tenían con su carrera como artistas.

«Venimos de una familia bastante mexicana y siempre nos ha gustado la música tradicional mexicana, la figura de la abuela o la mamá son algo que llevamos en la sangre y que nos late mucho».

«Crecimos escuchando a mi abuelo con boleros de Agustín Lara y otros grandes intérpretes y el padre (su tío) de Rodrigo y Joaquín escuchaba música más alternativa, rock progresivo, somos una familia muy grande, somos una mezcolanza de no solamente México si no también como grupos internacionales que que hemos de alguno u otra forma masticado y empezado a crear» comentó Manu, guitarrista del proyecto.

Rodrigo por su parte añadió que «Nos gustaba mucho el son jarocho entonces empezamos a hacer canciones de ese tipo. En la casa de mi abuela nos empezamos a juntar, sonaba bien, lo subimos a redes y empezamos a ver que le gustaba a la gente y nos dedicamos a componer más, agregamos cositas y aquí estamos».

Por su parte mencionan que una de la malas experiencias y la que más les marcó y afectó sin duda fue el enfrenón que la pandemia trajo consigo para su carrera.

«Lo afrontamos un poco a la mala. Fue un gran parón de dos años que básicamente no pudimos hacer mucho que básicamente no pudimos avanzar mucho entonces con mucha paciencia más que nada», dijo Nico.

Te podría interesar: Susana Dosamantes enfrenta una batalla contra el Cáncer de Páncreas
También te podría interesar: Michelle Garza presenta «Huesera», su ópera prima en el Tribeca Film Festival

«Pero también fue muy nutritivo, teníamos antes de la pandemia un Lunario anunciado que acabamos de tocar hace un par de semanas y pues en ese inter Rodrigo a compuesto muchísimo para el nuevo disco, parte de él ‘6 años’ el sencillo que acabamos de lanzar», agregó Manu.

«Entonces en el lunario tuvimos la oportunidad de presentar nuevo material, y aunque fue muy largo y se sintió eterno, si tiene razón (Nico), pero también aprovechamos desde nuestra trinchera, aprendiendo como músicos», mencionó el guitarrista.

Por lo que en conjunto mencionaron que «al fin de cuentas no fue tiempo perdido», si no que aprendieron mucho de la experiencia.

Por ello han agradecido mucho el recibimiento tan positivo que la gente a dado «desde el día uno» y que a pesar de el retraso de la presentación en el Lunario, dijeron que «siguieron conservando el boleto desde 2019 y se presentaron en cuanto se dio luz verde al evento».

«Cuando vez que a alguien le gusta tu música y la escucha en serio, para eso hacemos música, es increíble» dijo Rodrigo.

Mientras que Pedro agregó «también amigos y familia y algunos fans empezaron a ayudarnos y gracias a ellos logramos sacar nuestras primeras canciones».

Mencionaron que al llevar un grupo como familia es lo que los ha ayudado a que todo sea mejor, pues se conocen a comparación de otros grupos que si llegan a tener diferencias de opiniones o conducta se generan por la diferencia de valores, y en su caso al conocerse de toda la vida hace más llevadera la convivencia.

Por último el grupo espera que sus sencillos lleguen mucho más alto, enfocándose por el momento en el lanzamiento de este nuevo álbum, mientras que esperan que en el futuro sigan tocando y «divirtiéndose».

SLF