Busca PRI impulsar “ley quemón” contra agresores sexuales y deudores alimentarios
Foto: PRI

La diputada federal Paloma Sánchez (PRI) propuso retomar la iniciativa de la llamada “ley quemón” con la cual se crearía un registro nacional de agresores sexuales y de deudores alimentarios.

La legisladora expresó que ante las preocupantes cifras de agresiones que padecen las mujeres y el maltrato infantil se debe generar conciencia pública sobre el impacto que tienen los delitos sexuales y el abandono de las familias por irresponsabilidad.

Te podría interesar: Incumple Sedena con entrega de armas a policías estatales.-MCCI

“El PRI busca que México cuente con un registro claro y actualizable de quienes sean juzgados por un delito de naturaleza sexual, así como con uno de deudores alimentarios, para hacer pública la irresponsabilidad de quienes no pagan pensiones alimenticias a sus hijos.

La propuesta de Sánchez se dio un día de la conmemoración del Día Internacional de la Eliminación de la Violencia contra la Mujer, problemas que lamentó la priista, están completamente normalizados en la sociedad mexicana, lo cual no debe permitirse.

La legisladora por Sinaloa expuso que al menos 34 millones de mujeres mexicanas han padecido actos de violencia de género, que puede ser física, sexual, psicológica o patrimonial.

Incluso, continuó, se prevé que 66 de cada 100 mujeres en México experimentarán en algún momento de su vida, alguna de esas agresiones.

Sánchez aseveró que no hay justicia para las mujeres porque alrededor de seis millones de mexicanas han visto a su agresor salir impune, sin castigo y dispuesto a seguir con su dinámica violenta.

Te podría interesar: Combate a la inflación y autonomía, los objetivos Rodríguez Ceja en el Banxico

Al referirse a la situación de la niñez, la diputada del PRI comentó que se estima que seis de cada diez niños son víctimas de algún maltrato físico o psicológico en sus familias, mientras que casi 70% de las madres solteras no reciben pensión alimenticia de los padres de sus hijas e hijos, por lo que no están protegidos.

Argumentó que la violencia permanece gracias a que la desigualdad de género es pensada como algo natural, por lo que exhortó a los integrantes de la LXV Legislatura a unirse a su propuesta, “para darle eco a las voces de las mujeres mexicanas, que piden justicia ante sus agresores”.

OH