Arturo Zaldívar.
Arturo Zaldívar ha celebrado, en Twitter, la liberación de mujeres procesadas o sentenciadas por interrupción del embarazo. Foto: Cuartoscuro.

El ministro presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN), Arturo Zaldívar, hizo un llamado este sábado a desterrar el discurso de odio, “sobre todo el machista, homofóbico, racista y clasista genera violencia y discriminación”.

Mediante su cuenta de Twitter y en medio del debate que ha generado la despenalización del aborto a nivel federal, Zaldívar consideró que el respeto «a nuestras diferencias es fundamento de una convivencia armónica en el que todas las personas puedan gozar de todos sus derechos».

Te recomendamos: VIDEO. “Otra vez yo:” Exhiben a delincuente asaltando por segunda ocasión barbería del Edomex

A últimas fechas el ministro Zaldívar, quien ha renunciado a la extensión de su mandato y abandonará el cargo el 31 de diciembre de 2022, ha promovido los derechos de las mujeres por los cuales han luchado, según sus propias palabras, por años.

De la misma manera, se ha enfocado en la defensa de los derechos humanos los cuales “son para todas las personas” y ha celebrado, en Twitter, la liberación de mujeres procesadas o sentenciadas por interrupción del embarazo.

“Lo que hasta hace poco era impensable está sucediendo. La marea de los derechos no se detiene”, escribió apenas el ministro al que en redes ya están llamando “progresista” ante la despenalización del aborto en Sonora.

Apenas este 23 de septiembre Zaldívar tuiteó que «Las y los jueces federales seguirán actuando con independencia e imparcialidad. De esta forma, el PJF cumple con su función constitucional y responde a las exigencias de la sociedad. Todos los derechos para todas las personas».

También puedes leer: Sedes, calendario: Así será la vacunación (segundas dosis) en Cuauhtémoc, Milpa Alta…

Lo anterior, luego de que el mismo ministro presidente señalara -durante la discusión de la despenalización del aborto- que la Suprema Corte de Justicia de la Nación (SCJN) vivía una constante presión de grupos que estaban en contra del aborto y a favor de la vida «desde el momento mismo de la concepción».

FF