Foto: AFP / En Tijuana, Baja California, decenas de migrantes permanecen en el albergue Juventud 2000; ayer se reinstaló el programa Quédate en México

México aceptó el reinicio del programa Quédate en México «por cuestiones humanitarias», afirmó el subsecretario de Derechos Humanos, Alejandro Encinas; en tanto la Conferencia del Episcopado Mexicano (CEM) calificó la medida como violatoria.

«Creo que nosotros tendremos que asumir esta resolución, que ha adoptado en ejercicio pleno de su soberanía el Gobierno de México, como una medida de carácter humanitario”, declaró el funcionario de la Secretaría de Gobernación durante una conferencia en la que se presentó el informe de la visita del Comité de la ONU en materia de desapariciones forzadas.

TE PUEDE INTERESAR:  Pide la UNAM que en CIDE se respete pluralidad ideológica

En ese sentido, externó que no existe un plazo para la duración del programa, pero confió en que la aplicación no se prolongue.

Además, dijo, el programa va encaminado para que todas las personas que no están en condiciones de retornar a su lugar de origen por diversas razones, tengan la oportunidad de permanecer en nuestro país en espera del refugio solicitado en Estados Unidos.

El Gobierno de EU reanudó este lunes los Protocolos de Protección al Migrante, más conocido como el programa Quédate en México, una política del gobierno del expresidente Donald Trump, mediante la cual los migrantes deben esperar en territorio mexicano la respuesta a sus solicitudes, el cual México aceptó.

En la negociación se planteó la necesidad de aplicar medidas contra el Covid-19, como revisiones médicas y la disponibilidad de vacunas para las personas migrantes, además de que las autoridades estadounidenses resolverán las peticiones a más tardar en seis meses.

Al respecto, la Conferencia del Episcopado Mexicano rechazó el arranque del programa debido a que «viola múltiples principios en materia de refugio y asilo».

TE PUEDE INTERESAR:   Advierte oposición a Nahle que la reforma energética no pasará

Y acusó que el Gobierno federal «ha incumplido con los compromisos realizados con las personas migrantes para sus traslados y regularización migratoria», lo que pone «en riesgo la integridad física tanto de las personas migrantes como de la población local».

En tanto, ayer, el Instituto Nacional de Migración informó que rescató a 143 personas migrantes de origen centroamericano hacinadas en la caja de un camión tipo torton.

LEG