Foto: Cuartoscuro. Sigue aquí la conferencia del presidente López Obrador.
Foto: Cuartoscuro. Sigue aquí la conferencia del presidente López Obrador.

En México falta “un largo camino por recorrer” para abatir la corrupción, reconoció el titular de la Secretaría de la Función Pública (SFP), Roberto Salcedo.

Al participar en el Seminario Internacional Corrupción y Política en América Latina, en la Feria del Libro (FIL) de Guadalajara, el funcionario admitió que, durante el sexenio del presidente Andrés Manuel López Obrador, el país sólo ha avanzado tres lugares en el índice de corrupción global, lo que permitió que México saliera del semáforo rojo y pasara al naranja en ese indicador.

TE PUEDE INTERESAR:  Arranca el lunes carrera por el liderazgo en sindicato de Pemex

“El Índice de Percepción de la Corrupción (IPC) se ha aceptado como el indicador global más importante de corrupción en el sector público y México tiene avances en la materia.

Conforme a los resultados de las ediciones de 2020 y 2021, nuestro país ha recuperado 14 posiciones, con lo que ha mejorado tres puntos al pasar del lugar 28 al 31 en tan sólo dos años. Esto nos sacó del semáforo rojo y nos colocó en naranja, si bien aún queda un largo camino por recorrer”, enfatizó el funcionario.

Ante ese escenario, señaló que el Gobierno federal invertirá el próximo año, tres mil 532 millones de pesos en el combate a la corrupción, lo que significa 6.32% más de lo gastado en este 2021.

“Nuestro deber es combatir la corrupción desde cada una de nuestras trincheras, sea el Gobierno, la sociedad civil o la academia. Redoblemos esfuerzos y compromisos para estar a la altura de esta importante tarea. No hay mejor lugar ni momento para cumplirla. Aquí y ahora esa es nuestra circunstancia”, refirió Salcedo.

TE PUEDE INTERESAR:  Tras acuerdo México-EU, se reanuda política migratoria de la era Trump

Añadió que “por cuanto hace a la gestión de la SFP, nuestros actos y resultados deberán ser contundentes, ya que por ellos seremos evaluados. Combatir la corrupción es para nosotros una batalla donde rendirse no es opción. Una batalla donde avanzamos, hombro a hombro, con ciudadanos valientes y decididos. Ciudadanos cansados de los discursos vacíos”.

Aseveró que “los esfuerzos de los ciudadanos, de la sociedad civil organizada y de la política gubernamental contra la corrupción y la impunidad están dando resultados positivos”.

Piden auditores estatales ampliar marco normativo

Por: Jorge X. López

Los titulares de los organismos de fiscalización de los estados pidieron a los integrantes de la Comisión de Vigilancia de la Auditoría Superior de la Federación (ASF) un marco normativo más amplio para ejercer sus obligaciones.

El auditor superior del estado de Coahuila, Armando Platas Sandoval, secundó a su homólogo de Puebla, Francisco Romero Serrano, sobre la necesidad de una Ley General de Fiscalización de Rendición de Cuentas y Fiscalización Superior.

“Ya tenemos una Ley de Contabilidad Gubernamental que ha sido perfeccionada desde el año 2009, que está en vigor porque fue emitida en diciembre de 2008 y se ha ido enriqueciendo con los trabajos del Consejo Nacional de Armonización Contable.

“Tenemos una Ley de Disciplina Financiera en pleno vigor y tenemos una Ley General de Responsabilidades Administrativas en pleno vigor desde la segunda mitad del año 2017, pero tenemos todo para construir una Ley General de Rendición de Cuentas y Fiscalización Superior”, señaló Platas Sandoval.

A su vez, el auditor superior poblano urgió a la creación de una nueva ley de carácter general que establezca la concurrencia en la fiscalización de los recursos federales, la necesaria armonización, coordinación y profesionalización.

Además, dijo, se requiere la concertación y suscripción de convenios entre las entidades fiscalizadoras locales y la ASF homologadas en un solo sistema y la facultad para iniciar procedimientos administrativos de determinación de responsabilidades y denuncias por parte de las entidades de fiscalización locales.
LEG