Foto: Archivo / De nueva cuenta fue negada la solicitud de la Fiscalía General de la República en torno al caso de los 31 científicos del Conacyt

Un juez de la CJF en Almoloya de Juárez ha negado de nueva cuenta y de forma definitiva a la Fiscalía General de la República girar la orden de aprehensión contra 31 científicos miembros del Conacyt.

El juez federal del caso que notificó dicha decisión fue Gregorio Salazar Hernández y con esta es la segunda vez que se rechaza conceder órdenes de aprehensión contra los miembros, colaboradores de instituciones académicas.

A estos se les acusó presuntamente de delitos cometidos por uso indebido de recursos del Conacyt.

De acuerdo a fuentes judiciales mencionan que esta decisión no se ajusta ya que los académicos sí tenían facultades de recibir dinero. Esta sería la segunda vez que ocurre esto ya que un juez federal de control del CJF de Almoloya de Juárez rechazó esta solicitud el pasado 24 de agosto.

La Fiscalía General de la República solicitó ordenes de aprehensión por los delitos de operaciones con recursos de procedencia ilícita, delincuencia organizada y peculado.

Miembros de la comunidad científica consideran que esto era una «persecución» y mediante una petición en Change.org piden el fin de «la persecución por posturas ideológicas y políticas opuestas».

El día de hoy, Enrique Graue se unió a la comunidad científica y calificó como un “despropósito” y algo “inconcebible” la solicitud de orden de aprehensión de la Fiscalía General de la República (FGR) contra 31 integrantes del Consejo Nacional de Ciencia y Tecnología (Conacyt).

LDAV