Foto: Archivo

Tras el regreso a clases presenciales el 30 de agosto y las opiniones encontradas de padres de familia sobre enviar o no a sus hijos a las aulas, la Secretaría de Educación Pública (SEP), en voz de su director general de Política Educativa, Mejores Prácticas y Cooperación, Armando Barriguete, aseguró que se respetaría la decisión de cada familia.

“Hay un protocolo organizado y bien estructurado. El papá que se sienta preocupado o inseguro, puede tomarse su tiempo para enviar a sus hijos, pero quien lo deseé encontrará las escuelas abiertas”, declaró a 24 HORAS.

Te podría interesar: VIDEO. Senadores señalan aumento de pobreza; tengo otros datos, responder Javier May

A menos de un mes de la vuelta a clases no se ha podido observar algún repunte relacionado con la reactivación de los centros educativos. Por el contrario, Barriguete atribuyó los buenos resultados a los protocolos en casa y escuela, producto del entusiasmo y los esfuerzos “de todos los involucrados”.

A pesar del éxito momentáneo no se descarta la posibilidad de un brote dentro de las aulas, ante esa posibilidad, resaltó que los protocolos están dados de lo general a lo particular, y que cada estado ha implementado su propia operación. Además que los municipios y, finalmente, cada escuela evalúa las condiciones y, en su caso, responderían a los contagios conforme a sus propias necesidades.

Te podría interesar: Así contestó Ambulante a críticas por recibir recursos millonarios en sexenios de Calderón y EPN

Aclaró que no existen “fórmulas mágicas” que hagan funcionar las medidas que están siendo implementadas en cada centro educativo: “Cada país buscó la mejor estrategia (…) México hoy está realizando un regreso a clases seguro”.

OH