El municipio de Chimalhuacán fue testigo del último adiós de Dana Paola «V», una de las víctimas del accidente en la autopista México-Cuernavaca ocurrido el pasado domingo.

Un billar fue el punto de reunión en el que familiares y amigos de la joven de 17 años se despidieron entre porras y lágrimas. Acompañada de su música favorita su padre mencionó para el programa Telediario que esto no era culpa de nadie sino un accidente.

“AFLOJACURVAS”, ENTRE LAS PRINCIPALES CAUSAS DE ACCIDENTES ENTRE MOTOCICLISTAS

«Fue muy alegre, controvertida, líder en todo. Aquí yo no culpo a nadie, fue un accidente», compartió su padre, Jorge «V» en medio de su servicio funerario.

JÓVENES DE ENTRE 18 Y 29 AÑOS LOS MÁS CONTAGIADOS DE COVID EN ÚLTIMO MES: SSA

La joven cursaba el bachillerato y su caso llamó la atención por un video en el que su acompañante le dice «Dana despierta».

El padre de la joven mencionó que para poder recoger su cuerpo no tuvieron problemas con el Servicio Médico Forense pero sí con el Ministerio Público a quienes acusó de lucrar con el dolor ajeno.

LDAV