mexicana
mexicana

El abogado laboral de los extrabajadores jubilados de Mexicana de Aviación, Joaquín Ortega, explicó que desde hace un año el sindicato ha buscado la opción de que se rescate a la extinta compañía para que vuelva a operar bajo su propia marca, rutas, slots, base de mantenimiento, centro de adiestramiento técnico, almacenes, entre otros.

Sin embargo, algunos de los bienes que conforman el patrimonio de la compañía, declarada en quiebra en 2014, se mantienen embargados tras una demanda laboral que en 2016 encabezó la Asociación Sindical de Pilotos Aviadores (ASPA).

Los extrabajadores de Mexicana han mantenido en total seis reuniones de trabajo con autoridades del Instituto Nacional de la Economía Social (Inaes), con el fin de lograr un relanzamiento de la compañía, lo que ayudará al pago de liquidaciones y jubilaciones de los afectados por la suspensión de operaciones de la aerolínea. A pesar de esas reuniones, los bienes embargados todavía no pueden usarse porque están en litigio. Ortega agregó que también está pendiente rescatar el uso comercial de rutas y slots con los que contaba Mexicana. 

El abogado precisó que para lograr que la empresa pueda operar bajo su marca, se necesita el usufructo de los bienes de Mexicana. “Falta que se manifieste la acción gubernamental para rescatar a Mexicana”, dijo en entrevista. 

Mientras el sindicato espera el rescate de la compañía, el Gobierno busca un modelo en donde participe la iniciativa privada, haya recursos públicos y los extrabajadores participen como cooperativistas para el lanzamiento de una nueva aerolínea.

LEG