Dave Daubenmire señaló que el medio del Super Tazón fue un ejemplo de "discriminación cristiana, más propio de un club de striptease que de un partido de futbol"

El activista cristiano, Dave Daubenmire anunció una demanda en contra de Pepsi y la National Football Legue (NFL), por haber permitido que el medio tiempo del Super Bowl, protagonizado por Jennifer Lopez y Shakira, lo pusiera cerca del «peligro del fuego infernal», afirma que fue un show pornográfico.

 

 


Dave, quien es también un ex entrenador de futbol americano en el Instituto de Ohio, es conocido en la actualidad por tener un programa de locución online, donde señaló que el medio del Super Tazón fue un ejemplo de «discriminación cristiana, más propio de un club de striptease que de un partido de futbol».

 


A través de una grabación difundida en redes sociales y que suma miles de vistas, Daubenmire anunció que demandará la NFL y a Pepsi por patrocinar el evento y ser cómplice de la pornografía, dicho encuentro legal será por 800 millones de euros.

 

Según el ex coach, la NFL al no advertir del tipo de contenido del medio tiempo, podría darle puntos a su favor, ya que al no ser avisado, entonces habrían metido por la fuerza la pornografía a su sala de estar.

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.