Tras el sismo del 19 de septiembre de 2017, agrupaciones artísticas como Grieta Negra Taller, La Otra Mirada y El Otro Festival realizaron una convocatoria abierta para crear piezas artísticas y publicarlas en redes sociales con la intención de generar ruido mediático para lograr que las autoridades de la CDMX desistieran en su intento por remover, prematuramente, los escombros de edificios colapsados.

Con los  #SíALaEsperanza y #ParemosLaMáquina, personas de todo el país comenzaron a publicar y difundir sus trabajos en redes sociales y blogs artísticos. Más de 50 artistas gráficos e ilustradores se unieron a la causa. “Me pareció una buena propuesta porque fomentaba la esperanza en medio de la crisis. Era necesario transmitir un buen mensaje”, compartió para 24 HORAS, Glaphex Valencia, quien participó en la iniciativa mediática.

Ilustración @glaphex_valencia

Sofía, artista de Sinaloa, contribuyó en la movilización a través de redes sociales para exigir un alto a las autoridades de Ciudad de México de intervenir con maquinaria los escombros. “Fue mi sensibilidad ante los hechos ocurridos y mi esperanza. Por ello elaboré símbolos patrios para transmitir el mensaje”.

Ilustración Sofía 

Entre la movilización social, comenzaron a reportarse casos de irregularidad como el de la fábrica textil de la Colonia Obrera, en la que cuerpos de la Secretaría de Seguridad Pública y elementos de la Marina Armada Nacional acordonaron la zona y restringieron las labores de rescate por la sociedad organizada, sin respetar las 72 horas que indican los protocolos internacionales para búsqueda y rescate de personas tras un sismo.

Isk, seudónimo usado por el artista, es residente de San Francisco Tlalcilalcalpan, formó parte de la movilización en redes porque “Hay un compromiso ético y político, con respecto a la imagen y cómo esta puede ser útil en situaciones como esta u otras. Un acompañamiento gráfico para y con las distintas resistencias y disidencias”, dijo. “Trabajo con la imagen femenina como símbolo de resistencia. Mi trabajo sirvió para hacer mucho eco, por el edificio donde trabajaran compañeras costureras” añadió.

Ilustración @isk_grafika

Por su parte, el artista Sk-Bo 93 asegura que se sumo al movimiento por “la ignorancia y poca humanidad del gobierno; estábamos hablando de que vidas humanas se encontraban debajo de los escombros, y solo de un momento a otro se les ocurre decir que ya no podía seguir buscando. Hicimos escándalo como pudimos, como artistas, siempre con la voz en alto. Todo México se unió, porque eso se necesitaba, apoyarse el uno al otro, en ese momento fuimos un sólo corazón llenándose de esperanza”.

Ilustración @skull_boy_93_art

Clarisa Alamilla participó en la causa desde su hogar en Yucatán. “El hecho de estar lejos del lugar de los sismos me hizo querer apoyar de alguna manera”, comentó. “A través del arte pensé que podría poner un granito de arena y contribuir a que se pudiera continuar con el rescate de personas atrapadas entre los escombros, sin utilizar maquinarias”, complementó.

Ilustración @clarissa_alamilla

A su vez, Eduardo Jacobo Garnica, residente de la alcaldía Iztapalapa, quien después del sismo tuvo que caminar de Ciudad Universitaria a su casa, sintió la necesidad de hacer una labor social. Al enterarse, por medio de redes sociales, de la iniciativa mediática, formó parte de ella. “Mi trabajo es un grabado hecho sobre linóleo, es de un tamaño grande. Lo que trato de representar es un niño, como alma noble que se puede volver fuerte en tragedias, y que a pesar de todo, de las lágrimas, puede seguir creciendo”.

Ilustración @eduardo_jacobog

Como ellos, más de cincuenta artistas apoyaron con su talento, el cual se replicó de forma mediática. Con diversas técnicas como linóleo, tinta negra, fotografía e ilustración digital, el mensaje difundido fue claro: #SíALaEspezanza y #ParemosLaMáquina.

 

PL

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.