El Niño Dios más grande del mundo llegó este martes a la alcaldía Iztcacalco, donde será exhibido hasta el 22 de febrero.

 

Durante la inauguración de la Feria del Niño Dios, el alcalde de la demarcación, Armando Quintero Martínez, dijo que la figura del niño Jesús, es con el fin de celebrar las tradiciones religiosas mexicanas.

 

 

 

“No vamos a promover hamburguesas ni nada de eso, vamos a promover todo lo que tenga que ver con nuestras raíces indígenas”, dijo.

 

Detalló que el traslado del emblema católico que mide casi dos metros, fue desde el municipio de Nezahualcóyotl, el cual, dijo, será arropado a principios del siguiente mes, como lo dicta la tradición del día de la Candelaria.

 

En el evento también se elaboró un mega tamal que fue divido en tres partes; dulce, rojo y verde, el cual fue repartido entre los asistentes, quienes se dieron cita en la explanada de la alcaldía a las 13:30 horas.

gac

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.