LLAMADO A LA ACCIÓN. La humanidad tiene la capacidad de ser tanto la causa como la solución de la crisis climática global. Es imperativo que los gobiernos en todo el mundo sigan el camino de la sostenibilidad y la preservación del medio ambiente.
Foto: Especial | LLAMADO A LA ACCIÓN. La humanidad tiene la capacidad de ser tanto la causa como la solución de la crisis climática global. Es imperativo que los gobiernos en todo el mundo sigan el camino de la sostenibilidad y la preservación del medio ambiente.  

El secretario general de la ONU, Antonio Guterres, comparó hoy la amenaza que representa la humanidad para el planeta con el meteorito que provocó la extinción de los dinosaurios, en un discurso en el que llamó a prohibir la publicidad de los combustibles fósiles para combatir la crisis climática.

“De las grandes fuerzas que han moldeado la vida en la Tierra en miles de millones de años, la humanidad es apenas un punto de luz en el radar”, afirmó Guterres en el Museo Americano de Historia Natural de Nueva York.

“Pero al igual que el meteorito que aniquiló a los dinosaurios, estamos teniendo un impacto gigantesco”, advirtió.

“En el tema del clima, no somos los dinosaurios. Somos el meteorito. No sólo estamos en peligro. Somos el peligro”, agregó.

Guterres se refirió además a los datos divulgados este miércoles por el observatorio europeo del clima, Copernicus, que indican que mayo de 2024 fue el más caluroso registrado hasta la fecha, lo que significa que el mundo lleva un año batiendo récords mensuales.

La Organización Meterológica Mundial indicó ayer que existe un 80% de probabilidades de que el aumento de la temperatura media anual del planeta supere transitoriamente los 1.5 °C en al menos uno de los próximos cinco años.

La humanidad está, por lo tanto, cerca del límite adoptado en el Acuerdo de París de 2015, con una diferencia: esta meta de +1.5° C debe alcanzarse a lo largo de varias décadas para considerarse como nuestro nuevo clima estabilizado.

Algo nunca visto, probablemente desde hace milenios según los climatólogos, que observan la multiplicación e intensificación de olas de calor mortales, sequías e inundaciones.

Sin embargo, el secretario general apuntó con optimismo que los humanos “también son la solución” y renovó sus llamados a actuar globalmente para limitar el aumento de la temperatura mundial.

Guterres exhortó, además, a los gobiernos a prohibir la publicidad de los combustibles fósiles.

“Muchos gobiernos restringen o prohíben publicidad de productos que dañan la salud, como el tabaco”, afirmó.

“Algunos ahora están haciendo lo mismo con los combustibles fósiles. Exhorto a los países a prohibir la publicidad de empresas de combustibles fósiles. Y a los medios de comunicación y empresas de tecnología que dejen de recibir las publicidades.”