Foto: Gobierno de Yucatán / Durante la participación del gobernador se habló sobre la intención de proteger la selva maya

Como parte de las medidas para reducir los efectos del cambio climático y tras las gestiones del gobernador Mauricio Vila Dosal durante su participación en la COP26, Yucatán será considerado para desarrollar un proyecto de restauración de 50 mil hectáreas de manglares.

En la Conferencia de las Naciones Unidas sobre el Cambio Climático 2021 (COP26), que se realiza en Glasgow, Escocia, Vila Dosal sostuvo reuniones con el doctor Steve Crooks, copresidente del Grupo de Trabajo Científico Internacional sobre el Carbono Azul, Silvestrum Climate Associates; James Tansey, fundador de NatureBank Asset Management; y Jennifer Morris, directora ejecutiva de The Nature Conservancy (TNC).

En dichos encuentros se comentó que esta iniciativa es resultado de un trabajo de exploración desarrollado durante diez meses al cual se le llamó Carbono Azul o Proyecto Chaac.

Asimismo, se abrió la posibilidad de instrumentar un programa de protección para toda la región de la selva maya, con un financiamiento de 30 millones de dólares por parte del Gobierno de Estados Unidos.

 

LEG