Investigadores de la UNAM progresan en nanovacuna contra Covid
Investigadores de la UNAM progresan en nanovacuna contra Covid

Los esfuerzos de los investigadores de la UNAM  por crear una vacuna contra el virus SARS-CoV-2 han tenido un arduo camino, ahora , Luis Alfonso Vaca Domínguez, investigador del  Instituto de Fisiología Celular (IFC) de la mano de su equipo han tenido progresos en la creación de una «nanovacuna«.

Te podría interesar: Más de 100 huevos fosilizados de dinosaurio son hallados

A diferencia de la creación de otras vacunas que utilizan el virus atenuado, la creación de este inmunológico utiliza “nanopartículas”, estas emplean la creación de partículas del tamaño de un virus pero al tratarse  un “virus artificial”, no tiene la capacidad de infectar al sistema.

 

“Nuestras nanopartículas despliegan en su superficie la proteína de la corona (spike) del coronavirus. El sistema inmune no es capaz de diferenciar entre nuestras nanopartículas y los coronavirus y monta una respuesta inmune contra el virus”, explicó el investigador para la gaceta UNAM.

 

La tecnología detrás de este avance está en la creación de secuencias de péptidos que se agregan espontáneamente asemejando al virus. El empleo de este enfoque crea la respuesta inmune en el organismo, propiciando que se generen anticuerpos capaces de neutralizar al coronavirus.

 

Esta tecnología ya ha sido empleada por Alfonso y su equipo en la creación de “nanovacunas” para virus que atacan a animales, dos de estas ya se encuentran en pruebas clínicas.

 

Otro de los beneficios de la creación de esta vacuna se encuentra en la disminución de costos y alza en vida de anaquel, pues las nanovacunas no necesitan refrigerarse lo que también genera una baja en los precios de producción, almacenamiento, transporte y distribución de vacunas.

Te podría interesar: Puma considerado extinto vuelve a Rio de Janeiro tras 80 años

El avance en esta tecnología es prometedor en el futuro, pues el investigador y su equipo esperan que utilizando como fundamento esta tecnología y una vez que esta esté probada, se puedan producir vacunas ante pandemias y emergencias epidemiológicas en cuestión de meses dependiendo de las características del patógeno al se que enfrente  la sociedad.

 

Por este trabajo, el científico universitario ganó el segundo lugar en Investigación Tecnológica del Premio Canifarma 2021.

GR