Zayas reportó 19 millones de asistentes en la película El día de los albañiles en los años 80. Foto: @TMetropolitanMx

El Metropólitan reabre sus puerta como cine con un homenaje al actor Alfonso Zayas, por lo que proyectará varias de sus películas durante dos semanas.

Tras no recibir un homenaje por su fallecimiento, el 8 de julio, Ocesa anunció un ciclo de cine de dos semanas en la que proyectarán sus más emblemáticas películas por 25 pesos.

Te podría interesar: «Esto no es una señal»: anuncian tráiler de la nueva entrega de Batman

Este 12 de octubre se proyectó el El Ratero de la Vecindad 2 y el ciclo continuará con El vecindario (1982), 3 lancheros muy picudos (1989), El día de los albañiles (1982), Los verduleros (1986) etc.

Por otro lado, usuarios en redes se han dicho sorprendidos de que una promotora de conciertos decidiera regresar el «cine de ficheras«, ya que feministas y sociedad pro mujer, han señalado que este género denigra a las mujeres y las pone en situaciones poco favorecedoras.

«Fue precisamente este tipo de materiales lo que normalizo el machismo en este país», señaló un usuario de twitter que se hace llamar [email protected]

El actor, un ícono en la década de los 70 y los 80 ha dividido opiniones, ya que por otro lado, hay quienes celebran su regreso.

«Hasta que reconocen estas obras maestras del Cine Mexicano. ¿Para cuando en Bellas Artes?», «Alfonso Zayas merece tener una estatua en Acapulco, Derbez no pinta mucho allá «, son otros de los comentarios que circulan en Twitter con respecto al tema.

Por su parte, el organizador del evento Adolfo Martínez Solares, hijo de Gilberto Martínez Solares -realizador de la mayoría de los filmes de Zayas-, señaló que el actor reportó 19 millones de asistentes en la película El día de los albañiles,- actualmente ningún director ha reportado esos números-.

Te podría interesar: Pan de muerto «DARKS»¿de dónde proviene y de que esta hecho?

El cine de ficheras se ha revalorado por documentales como «Bellas de noche«, y ahora es hasta clásico -según la crítica-.

Su fiel público podrá tener un nostálgico recuerdo mirando las pícaras películas de Zayas en una sala como el Metropolitan -que antes de ser un recinto de conciertos-, era un elegante cine de época.

AC