Foto: AFP / El FMI dijo que espera que la inflación elevada disminuya a niveles previos a la pandemia en 2022 y en el mediano plazo regrese a las metas establecidas por cada país

El Fondo Monetario Internacional (FMI) recortó marginalmente ayer su previsión de crecimiento para México para 2021 a 6.2% desde 6.3% que estimó en julio. Para 2022, el organismo prevé que el PIB presente una variación positiva de 4% desde su previsión previa de 4.2%.

TE PUEDE INTERESAR: Problemas de suministro debilita crecimiento global: FMI

Las estimaciones del FMI coinciden con el pronóstico de la Secretaría de Hacienda y Crédito Público (SHCP) de 6.5% y de las proyecciones del Banco de México, de 6.2%, ambas para este año.

El organismo planteó que urge la planeación de la reforma fiscal, una medida que ha dividido al Gobierno y que durante la primera parte del mandato el presidente se ha resistido a debatir por ser un sinónimo de alza de impuestos.

Infografía: Juan Ángel Espinosa

Asimismo, ha mencionado que el proteccionismo del gobierno sobre empresas como Comisión Federal de Electricidad (CFE) y Petróleos Mexicanos (Pemex) significan un riesgo para el crecimiento del país de México.

Para Estados Unidos el FMI recortó su pronóstico de crecimiento para 2021 en un punto porcentual completo, a 6.0% desde 7.0% en julio, un nivel que se consideró como el mejor ritmo desde 1984.

TE PUEDE INTERESAR:  Cinco emisoras bursátiles están en la lista negra

Las previsiones para la economía global también se recortaron a 5.9% desde 6.0% en 2021; en tanto que las proyecciones para 2022 se mantuvieron en 4.9%, de acuerdo al documento “Perspectivas de la Economía Mundial”.

La revisión a la baja del crecimiento en 2021 refleja un deterioro en las economías avanzadas, debido en parte a los trastornos del suministro, y en los países en desarrollo de bajo ingreso, sobre todo debido a la desmejora de la dinámica creada por la pandemia.

El FMI resaltó que esa situación se ve compensada en parte por las mejores perspectivas a corto plazo de algunas economías de mercados emergentes y en desarrollo que exportan materias primas.

Los principales factores que frenan la recuperación del crecimiento mundial son las persistentes interrupciones de la cadena de suministro y las presiones inflacionarias.

El FMI dijo que espera que la inflación elevada disminuya a niveles previos a la pandemia en 2022 y en el mediano plazo regrese a las metas establecidas por cada país.

No obstante, Gita Gopinath, la economista en jefe del FMI, en conferencia de prensa virtual, dijo que el prestamista mundial está cada vez más preocupado por la inflación persistente y que «los bancos centrales deben estar preparados para actuar con rapidez si aumentan los riesgos en las expectativas de inflación a la alza, en esta recuperación inexplorada».

Gopinath, agregó que los legisladores deben estar «particularmente atentos» a las señales de que la inflación salarial se está extendiendo más ampliamente desde ciertos sectores.

LEG