PRD acusa que hubo fraude electoral en el municipio de Huimanguillo, Tabasco

El PRD denuncia que hubo intervencionismo por parte de las autoridades locales y federales

PRD acusa que hubo fraude electoral en el municipio de Huimanguillo, Tabasco
Foto: Cuartoscuro. PRD denunció que el fraude fue orquestado por las autoridades locales y federales.


Al considerar que la jornada electoral del 6 de junio fue un atropello al principio de equidad, la secretaria general del Partido de la Revolución Democrática (PRD), Adriana Díaz, enfatizó que en el municipio de Huimanguillo, Tabasco, “se realizó un fraude orquestado en total impunidad por las autoridades locales y federales”.

“Graves fallos en la construcción de la Línea 12 del Metro”: New York Times

Consideró que el intervencionismo impidió que los candidatos y partidos participaran en condiciones de justicia e igualdad en la contienda y, de acuerdo con los testimonios y videograbaciones que se encuentran en redes sociales, la líder perredista denunció que policías del ayuntamiento y grupos de choque acosaron a simpatizantes y compañeros perredistas durante la jornada electoral.

“En dicho operativo, participaron funcionarios públicos del ayuntamiento con vehículos oficiales para promover el voto, y a través de los policías ejercieron actos de intimidación, detenciones arbitrarias, violencia y compra del voto”, acusó Díaz Contreras y aseguró que existen evidencias de la participación que tuvieron los coordinadores del Programa federal “Sembrando Vida” quienes condicionaron el voto a favor de Morena desde sus grupos de chat.

“Habría que preguntarse qué intereses no esclarecidos están detrás de este artículo”: Sheinbaum a New York Times

“La compra del voto se realizó con personas que se encontraban en automóviles cerca de las casillas y entregaban dinero a cambio de boletas o fotografías del sentido de su voto”, además señaló que, se documentó el caso del Presidente de Casilla quien renunció minutos antes de iniciar la jornada, entregando los paquetes de boletas abiertos y con visibles alteraciones.

“No permitiremos que la democracia sea burlada, violentada o burdamente coaccionada como en el pasado, cuando el Estado y su partido orquestaban fraudes para ganar elecciones a modo”, enfatizó.

Ante ello, la dirigente perredista llamó a las y los ciudadanos a denunciar todos los actos que hayan tenido conocimiento de este fraude electoral y acudir junto con el PRD ante las autoridades de justicia electoral a defender la voluntad ciudadana y los principios de justicia, equidad y legalidad electoral.

LV