Recordó que la herramienta de la subcontratación anteriormente fue explotada, de tal forma que incluso llegó a ser “casi una broma” como esquema de simulación y evasión fiscal

La Procuraduría Fiscal de la Federación (PFF) subrayó que “no hay vuelta atrás” con la reforma en materia de subcontratación, ya que era una herramienta de trabajo que conllevaba elementos de manipulación, simulación, engaños o abusos, misma que fue utilizada como esquema de defraudación fiscal por muchos años.

Al respecto, Ricardo Andrés Cacho, director general de Control Procedimental de la PFF, expresó que dichas prácticas en la subcontratación son a las que se le “está pegando con esta reforma”, sostuvo en el foro Reforma Subcontratación Laboral, análisis e implementación, organizado por Thomson Reuters.

Agregó que este cambio normativo será para bien ya que era necesario poner en orden los esquemas en torno a esta opción de empleabilidad, también conocida como outsourcing, lo que traerá beneficios sobre la contribución al gasto público.

“Es para bien, porque tenemos que poner en orden la casa, en orden la hacienda pública y ese es nuestro cometido, no vamos a descansar hasta que así lo logremos”, reiteró.

Aunado a esto, recordó que la herramienta de la subcontratación anteriormente fue explotada, de tal forma que incluso llegó a ser “casi una broma” como esquema de simulación y evasión fiscal, dijo.

Resaltó que hay opciones de subcontratación que son necesarias para incrementar la productividad y el desarrollo empresarial, por lo que, en la reforma publicada en el Diario Oficial de la Federación el pasado 23 de abril, se especifican las actividades que quedarán permitidas.

AUMENTARÁN 180 POR CIENTO UTILIDADES TRAS REGULACIÓN DEL OUTSOURCING

CT