Como resultado del aislamiento social por la pandemia de Covid 19, el uso de la banca en línea aumentó 40% y paralelamente los ataques a los clientes para robo de datos e identidad.

De enero a septiembre del 2020, la Comisión Nacional para la Protección y Defensa de los Usuarios de Servicios Financieros (CONDUSEF) reportó 45 mil denuncias por intento de fraude, ante esta situación la Asociación de Bancos de México (ABM) decidió tomar cartas en el asunto creando la campaña preventiva “Orientación al cliente«.

En entrevista con 24 HORAS, el director general de la ABM, Juan Jiménez Rojas compartió el modus operandi de estos defraudadores así como las sugerencias para los usuarios, «se utiliza la usurpación de la identidad de los bancos, te puede llegar un correo electrónico o mensaje de textos donde te dicen qué falta información de tu cuenta y que si no completas los datos en algún link adjunto, de inmediato esta será bloqueada, cancelada o recibirás con algún cargo importante, también pueden hacerlo directamente por llamada, donde incluso mencionan que será grabada con fines de calidad. Utilizan una situación de estrés para obligarte a dar información para tener acceso a las cuentas bancarias de los clientes». Una vez dentro de la cuenta, los defraudadores podrán disponer del dinero de los usuarios haciendo cargos a la tarjeta o retirando dinero.

Jiménez especificó que los principales datos que suelen pedir en estos son el número de identificación personal (NIP), el código de seguridad de la tarjeta (los tres o cuatro dígitos al reverso de la tarjeta) o los números de token dinámicos que se pueden generar para una sola ocasión, y puntualizó que a pesar de la alta confiabilidad de la banca el entregar alguno de estos datos “rompe toda la cadena de seguridad en la que los bancos invierten miles de millones de pesos todos los años en tecnología de seguridad y ciberseguridad”.

En cualquiera de las modalidades que pueda ocurrir este ataque, el director general de ABM esclarece que “los bancos jamás van a pedir información confidencial” por lo que la manera correcta de actuar es “colgar de inmediato y comunicarte al banco para verificar que todo se encuentre bien con tu cuenta”; de igual manera en caso de haber proporcionado algún dato el tiempo será crucial para llamar al banco y que este pueda intervenir, posteriormente será necesario levantar una denuncia.

Para finalizar, Jiménez puntualizó en la importancia de que los usuarios ingresen a las páginas oficiales de sus bancos para enterarse de las opciones sobre seguridad ofrecidas por estas como lo son la opción de bloqueo la tarjeta desde la aplicación o crear tarjetas digitales para realizar compras en línea, además de poder seguir esta campaña para seguir al tanto de este tipo de fraudes. “No queremos que un solo de nuestro cliente sea defraudado.»

 

PL