Un grupo de 11 hombres violaron a una mujer y la asesinaron arrojándola desde un edificio de seis pisos en la ciudad de Mogadisco, Somalia.

La víctima, Hamdi Mohamed Farah, una estudiante de 19 años de edad, fue violada y asesinada el viernes pasado por un grupo de 11 hombres los cuales fueron arrestados, según medios locales.

Las autoridades indicaron que los 11 sospechosos fueron detenidos y que continúan las investigaciones para rastrear e identificar a más posibles implicados.

El caso ha causado indignación y protestas en Somalia, las cuales exigen justicia para la joven.

Según las primeras versiones, la víctima fue invitada al edificio por un hombre que supuestamente era su amigo, en el distrito de Wabari en Mogadiscio.

«Hemos arrestado a 11 personas por el reciente caso de violación en el barrio de Wabari en Mogadiscio y se están realizando esfuerzos para rastrear e identificar a otros sospechosos», se lee en un comunicado de la policía.

Algunos medios señalaron que dos sospechosos fueron liberados por una orden judicial.

Las condenas desde el sector de la política local y organizaciones tras el feminicidio de Farah fueron enérgicas y contundentes.

El líder religioso Bashir Ahmed Salad, presidente del consejo religioso de Somalia, exigió justicia por este caso.

La Alta Comisionada de las Naciones Unidas para los Derechos Humanos, Michelle Bachelet, dijo que estaba «alarmada» por «un aumento en los informes de violencia sexual contra mujeres, niñas y niños con una investigación mínima» en Somalia.

 

con información de medios 

 

 

EFVE