Aerolíneas, en la lucha por alzar su vuelo pese a la pandemia

Advierte que la ayuda financiera que se les ha otorgado, podría condenarlas a un mayor endeudamiento

FOTO: @UruAlejandro/TWITTER
La empresa podrá seguir operando mientras desarrolla un plan para pagar a sus acreedores
Compartir
Compartir en whatsapp
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en print
Compartir en email

Las aerolíneas nacionales e internacionales se debaten entre sobrevivir o quebrar ante los efectos de la pandemia del coronavirus, pues mientras en Europa lanzan planes de rescate hacia las compañías del sector y otras enfrentan la bancarrota, en México hasta ahora no se ha confirmado la intención de inyectar recursos económnicos para estas empresas.

Ayer, LATAM Airlines anunció su bancarrota, debido a las cancelaciones de vuelos en toda la región por las restricciones de viaje para evitar contagios de Covid-19. Ante ello, la firma solicitó la protección judicial por bancarrota en Nueva York, con la cual según la ley estadounidense, la empresa puede seguir operando mientras se desarrolla un plan para pagar a los acreedores y reactivar el negocio.

De esta manera, recibió garantías para un préstamo de bancarrota por hasta 900 millones de dólares, en tanto podrá seguir en actividades con un servicio reducido. Los fondos proceden de accionistas, entre los que destaca Qatar Airways. No obstante, Latam cuenta con casi mil 300 millones de dólares en efectivo disponible.

Por separado, la aerolínea Ryanair dijo que apelará el paquete de rescate de nueve mil millones de euros para Lufthansa, argumentando que distorsiona la competencia del mercado aéreo, según Michael O’Leary, presidente ejecutivo de Ryanair.

Según el directivo, este apoyo, respaldado por Alemania, permitirá a Lufthansa “participar en ventas por debajo de costes” y dificultará la competencia a Ryanair, su filial Laudamotion y la competidora de bajo coste easyJet.

Otras compañías que han accedido a los apoyos por parte de sus gobiernos son Iberia, British Airlines, Delta, Air France. No obstante, de acuerdo con la Asociación Internacional de Transporte Aéreo (IATA, por sus siglas en inglés), la ayuda financiera gubernamental las podría condenar a un endeudamiento que las llevará a la bancarrota.

Y es que detalló que al final del año, la deuda de las empresas será de 550 mil millones de dólares, un aumento de 28% frente al nivel de deuda presentado al arranque del año, toda vez que la ayuda prometida por los gobiernos del mundo suma un total de 123 mil millones de dólares para mantener operaciones durante y después de la crisis sanitaria, en tanto que las aerolíneas deberán reembolsar alrededor de 67 mil millones de dólares a los gobiernos en los próximos años.

“El próximo desafío será evitar que las aerolíneas se hundan bajo la carga de la deuda que está creando esta ayuda “, sentenció Alexandre de Juniac, director general de la IATA.

Mientras eso pasa en el mundo, en México tanto la IATA como miembros de la Cámara Nacional de Aerotransportes (Canaero) solicitaron apoyos económicos para apoyar a las aerolíneas ante la falta de operaciones por la contingencia sanitaria; sin embargo, esto no ha sido respondido por el Gobierno federal, y por lo tanto no se prevé, de momento, un rescate o apoyos financieros a este tipo de compañías.

CON INFORMACIÓN DE AGENCIAS

LEG

Compartir
Compartir en whatsapp
Compartir en facebook
Compartir en twitter
Compartir en print
Compartir en email
NOTAS RELACIONADAS