Marcelina Cruz, madre de Giovana ‘N’, presunta responsable del secuestro y homicidio de Fátima, declaró que teme por la seguridad de su hija y la de su familia, pues las han amenazado.

 

«A mí me han insultado, me han amenazado… prácticamente amenazas he tenido; de hecho ayer tuve también una advertencia en el celular y temo por mi vida y por la de los niños”, dijo Cruz a medios de comunicación.

 

La madre de Giovana visitó este martes a su hija, quien se encuentra en la Penitenciaría Santa Martha Acatitla, se espera que tome una decisión en torno a la defensa de su hija, ya que la abogada Angélica Urbina abandonó este caso por motivos de seguridad; sin embargo, la acompaño al penal.

 

«La estoy apoyando, porque estoy viendo que se están cometiendo algunas injusticias, porque ella debe de hablar con su hija. Desde que la agarraron no ha podido pasar a verla”, expresó la defensora.

 

Este lunes se dio a conocer que la pareja detenida por su presunta responsabilidad en el asesinato de la niña Fátima pidió a las autoridades del Sistema Penitenciario de la Ciudad de México tener seguridad especial, tras supuestas amenazas de otros reos.

 

Gladys Giovana “N” y Mario Alberto “N” aseguraron que otros reclusos amenazaron con «tarde o temprano» hacerles lo mismo que ellos le habrían hecho a la niña de 7 años, que fue encontrada sin vida dentro de una bolsa en calles de la alcaldía Tláhuac.

 

Una fuente anónima citada por medios indicó que los sospechosos están en áreas restringida, pero no van a permanecer ahí por mucho tiempo, momento en que empezarán los problemas al no contar con la vigilancia que tienen ahora.

 

Se reveló que Mario Alberto «N» ya sufrió agresiones por otros internos, quienes tendrían conocimiento de los crímenes por los que se le señala.

 

La fuente mencionó que los delitos que se les imputa habrían causado molestia entre los reos al dárselos a conocer, lo cual indicó «eso no se hace».

 

El juez a cargo del caso ordenó que Gladys Giovana “N” y Mario Alberto “N” permanezcan bajo arraigo los cuatro meses de la investigación correspondiente.

 

Con información de Noticieros Televisa.

 

CS