Confianza es y será correspondida: Luis Cresencio Sandoval

Refrendan su lealtad a la 4T

Confianza es y será correspondida: Luis Cresencio Sandoval
Foto: Cuartoscuro Lograr la transformación de México al erradicar la corrupción es el objetivo, dijo el general

El secretario de la Defensa Nacional (Sedena), general Luis Cresencio Sandoval, reiteró la lealtad de las Fuerzas Armadas al proyecto de gobierno del presidente Andrés Manuel López Obrador.

En la ceremonia del 107 aniversario de la Marcha de la Lealtad y como único orador, el secretario resaltó que el objetivo es claro: lograr la transformación de la vida pública de México a través de desterrar la corrupción.

Aplicar un nuevo paradigma en materia de paz, seguridad, garantizar una democracia plena, actuar con honradez, honestidad, justicia y apego a la ley; atender a los más vulnerables sin dejar a nadie atrás; respetar los derechos humanos; y alcanzar el bienestar del pueblo; entre otros.

Garantizamos que la confianza que usted –comandante supremo de las Fuerzas Armadas– ha depositado en las Fuerzas Armadas para participar en la seguridad pública, en los proyectos y programas prioritarios de su administración, es y será correspondida siempre con profesionalismo, honestidad y trabajo constante, pero, sobre todo, con lealtad inquebrantable”, manifestó el titular de la Sedena ante el Presidente.

 

Enfatizó que en toda acción que emprenda la actual administración para el progreso y desarrollo de México, ahí estarán las instituciones armadas para acompañarlo. “¡México tiene garantizada la lealtad de sus soldados y sus marinos!”.

Aseveró que las Fuerzas Armadas dan el mejor esfuerzo para cumplir las misiones y las tareas que desarrollan desde la frontera norte hasta la sur, tanto en materia de seguridad pública, como en los rubros que tienden al crecimiento y desarrollo del país.

Indicó que la lealtad no es circunstancial o eventual, sino permanente y absoluta, tiene que ver con la solidez de principios que precisan ponerla en práctica junto con los valores que la sustentan.

En ese sentido, el legado de antiguas generaciones de militares que con su esfuerzo y constancia construyeron las instituciones armadas nacionales, permite comprender la trascendencia de la Marcha de la Lealtad y de otros acontecimientos relevantes de la historia, que confirman el sistema de valores que guía el pensamiento y acción de los soldados y marinos de hoy”, apuntó.

 

La Marcha de la Lealtad se le conoce al episodio ocurrido el 9 de febrero de 1913, cuando los cadetes del Colegio Militar acompañaron en ese entonces al presidente Francisco I. Madero en Columna de Honor, durante su trayecto del alcázar de Chapultepec con rumbo a Palacio Nacional, el cual había sido tomado en medio de un Cuartelazo iniciando en la madrugada del mismo día.

Al evento asistieron las presidentas de la Cámara de Diputados y del Senado, Laura Rojas y Mónica Fernández, respectivamente; Y el presidente de la Suprema Corte de Justicia de la Nación, Arturo Saldívar, entre otros.

DAMG