Por: Daniela Wachauf y Marco Fragoso

La Ciudad de México experimentó ayer otros dos microsismos, los cuales provocaron evacuaciones en algunas zonas de Álvaro Obregón, Miguel Hidalgo y hasta la Benito Juárez; con éstos, del 12 al 18 de julio suman al menos 18 sismos de baja intensidad con epicentro en la Ciudad de México.

Un primer sismo de magnitud 2.2 ocurrió a las 13:54 horas, mientras que el segundo se registró a las 15:43, con una magnitud de 1.5.

Cabe recordar que, pese a su baja intensidad, los sismos fueron perceptibles debido a que el epícentro es la propia Ciudad de México.

El miércoles, la jefa de Gobierno aseguró el pasado que la ciudadanía “debe acostumbrarse”, ya que la Ciudad de México es una zona sísmica, por lo que llamó a la población a no entrar en pánico y estar debidamente informada.

Por otra parte, el titular de la Secretaría de Seguridad y Protección Ciudadana (SSPC) federal, Alfonso Durazo, anunció que de manera conjunta la Coordinación Nacional de Protección Civil y el Servicio Sismológico Nacional construirán un proyecto técnico financiero que permita ampliar la cobertura de la red sísmica mexicana y la instalación de un centro alterno de monitoreo.

“Se requiere también por razones de seguridad tener un centro espejo de monitoreo ante la eventualidad de un daño en estas propias instalaciones (del Centro Nacional de Prevención de Desastres)”, expuso en el evento Acciones de coordinación entre el Gobierno de México y las entidades federativas ante un sismo de gran magnitud.

LEG

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.