El hombre de 49 años se enfrenta a 10 años de prisión; dos años por conducir en estado de embriaguez y ocho por crear una situación peligrosa

La noche de este jueves, la Policía de la ciudad de Pajeczno, Polonia, arrestó a un hombre por conducir en estado de ebriedad un tanque soviético T-55.

 

Los hechos tuvieron lugar cuando el dueño del tanque remolcaba el vehículo para darle mantenimiento al blindaje y la cadena que lo sostenía se rompió. Después de eso, el civil decidió viajar en el T-55 acompañado de un amigo.

 

El hombre de 49 años se enfrenta a 10 años de prisión; dos años por conducir en estado de embriaguez y ocho por crear una situación peligrosa.

 

El «paseo» no dejó ningún daño; sin embargo, las autoridades no se tomaron a la ligera el uso de este tanque de 36 toneladas que sirvió durante la Guerra Fría.

 

 

 

jhs

Deja un comentario

Tu dirección de correo electrónico no será publicada.