20 de Abril, 2014

Intervienen la SIEDO y agentes de Interpol México

La dependencia trabaja coordinadamente con la SSP, la SCT y la Dirección General del AICM

La Subprocuraduría de Investigación Especializada en Delincuencia Organizada (SIEDO) de la PGR inició la averiguación previa relacionada con la balacera ocurrida ayer en las instalaciones de la Terminal 2 del Aeropuerto Internacional de la Ciudad de México (AICM), en la que murieron tres agentes de la Policía Federal.

 

En la investigación, la dependencia trabaja coordinadamente con la Secretaría de Seguridad Pública federal (SSP), la Secretaría de Comunicaciones y Transportes (SCT) y la Dirección General del AICM.

 

La narrativa inicial de los hechos se basó en el reporte proporcionado por la propia SSP a la PGR, donde se indicó que los servidores públicos federales caídos fueron agredidos por sujetos que eran investigados por actividades de narcotráfico.

 

“Agentes del Ministerio Público de la Federación adscritos a esta subprocuraduría (SIEDO) realizan las diligencias y estudios periciales que lleven a determinar las causas de estos hechos hasta la localización, captura y presentación al Juez penal de los probables autores”, indicó en un comunicado la procuraduría.

 

Fuentes de la institución subrayaron que la investigación que derivó en la balacera y muerte de los tres agentes, era un trabajo de inteligencia que realizaba por su cuenta la Policía Federal, y no se trataba del cumplimiento de alguna orden de presentación ministerial o de aprehensión ordenada por un juez.

 

Inmediatamente después de que se registraron los hechos, peritos de la dependencia federal en materia de balística, fotografía, criminalística, entre otros,  se trasladaron a la terminal para reunir y clasificar los distintos elementos. Los casquillos fueron recogidos y enviados al laboratorio para su análisis.

 

Al lugar de los hechos también arribó personal de Interpol México adscrito a la misma PGR, para tomar conocimiento de lo ocurrido en esta zona de tránsito de miles de turistas nacionales e internacionales.

 

La SCT y el AICM confirmaron ayer que se entregó el material de video registrado por las cámaras del Circuito Cerrado de Televisión del Aeropuerto Internacional a la PGR para su análisis.

 

En esta última dependencia indicaron que se revisarán las imágenes registradas antes, durante y después de la agresión, con la finalidad de elaborar la cronología precisa de cómo ocurrieron los hechos y precisar además el número total de personas involucradas.

 

Según testimonios recogidos por la procuraduría, se advierte que los agresores habrían portado uniformes similares a los de alguna corporación policíaca, pero no se confirmó que efectivamente se tratara de policías.

 

Por los datos entregados por la propia SSP y por la manera en que se presentó la agresión, la principal línea de investigación apunta a que los agresores estarían ligados a un cartel del narcotráfico.