Viernes 22 de Agosto, 2014

Cruz Roja mexicana apoya a damnificados por Sandy en EU

El grupo mexicano está conformado por casi una veintena de personal médico catalogado como “altamente capacitado” para responder a contingencias de este tipo

WASHINGTON. Personal de la Cruz Roja mexicana apoya las labores de asistencia a damnificados por el huracán Sandy a petición de su contraparte estadunidense, informó hoy un funcionario de la institución de socorro local.

 

El vicepresidente para Servicios de Desastre de la Cruz Roja de Estados Unidos, Charley Shimanski, dijo que la presencia de personal mexicano y de Canadá respondió a su solicitud, sin que ello signifique que su capacidad de respuesta haya sido rebasada.

 

“Estos son los dos países con quienes trabajamos más de cerca. No estamos rebasados en términos de nuestra capacidad pues tenemos una lista de 60 mil voluntarios, así que no estamos cerca de alcanzar nuestra capacidad”, explicó.

 

Recordó que el trabajo con la Cruz Roja de México y de Canadá es constante, y como prueba de ellos dijo que en la pasada contingencia provocada por el huracán Issac contaron con asistencia de voluntarios de ambos países.

 

“No es inusual para nosotros apoyarnos, aún en operaciones de menor tamaño a través de nuestras fronteras”, explicó Shimanski en teleconferencia con funcionarios de la Administración Federal para el Manejo de Emergencias (FEMA).

 

El contingente mexicano está conformado por casi una veintena de personal médico que Shimanski caracterizó como “altamente capacitado” para responder a contingencias de este tipo.

 

Destacó el hecho de que la Cruz Roja mexicana ofrece asistencia de paramédicos en la mayoría del país a través de sus ambulancias, algo que no sucede en Estados Unidos.

 

“De modo que tenemos personal médico altamente capacitado y lo vamos a desplegar y utilizar en nuestros albergues, donde ofrecemos cuidado médico básico para gente con necesidades médicas básicas”, dijo.

 

Otra ventaja es que pueden facilitar la asistencia en áreas donde se requiera trabajar con damnificados que sólo hablen español.

 

“No sé en qué estados han sido desplegados, pero imagino que será en lugares donde existen albergues médicos especiales, y es posible que sean Nueva Jersey y Nueva York”, dijo el funcionario, aludiendo a los dos estados más afectados por el huracán.

 

Shimanski dijo que, como sucede cuando personal voluntario de la Cruz Roja estadunidense ha acudido a México, “una vez que estén en nuestro territorio nos hacemos cargos de ellos”.